Columna Escapada

Columna Escapada

ESCAPADA

Por Javier Carmona Solís

PROMETIMOS EN NUESTRO anterior espacio referirnos a los mejores entrenadores que el ciclismo mexicano ha tenido en sus mejores épocas y la verdad es que no han sido muchos.

Desde que mi memoria alcanza. podríamos decir que durante la añorada Vuelta de México, quien más destacó fue Angel «Zapopan» Romero Llamas, quien a pesar de ser un ciclista brillante, gracias a su inteligencia y fortaleza, era un «cerebrito», primero desde el pelotón y después, fuera de él.

La mejor prueba es que Angel ganó en cuatro ocasiones esa Vuelta y después dirigió a Rafael Baca para que lo sucediera.

Luego aparecieron Atilio Lambertini, a quien se conoció como «Zorro Plateado», quien en las Vueltas de la Juventud se hizo cargo del exitoso equipo Pepsicola y es que además de tener a los mejores corredores de la época (60 y 70s), sabía demasiado del deporte del pedal.

A su vera se hizo Odilón Rojas, popularmente conocido como «Chicharrín», aunque su hija, la shule Alma Delia, nos dice que muchos lo conocían como «Capitán». Odilón como Romero Llamas, primero destacaba desde el pelotón y años despues, fuera de él. Sus triunfos fueron muchísimos.

Y fue tanta la fama de Odilón, que llegó a manejar seleccionados de otros paises, donde fue contratado por su calidad y experiencia.

Con motivo de los Juegos Olímpicos, el COM llamó a dirigir al equipo nacional al famoso Luigi Casola, hombre extrovertido, dicharachero, apasionado por el deporte del pedal, quien fue destacado corredor en sus años moZos y era sprinter en los equipos del «Campeonísimo» Fausto Coppi. Hombre alto, fuerte, hizo de sus muchachos no sólo buenos ciclistas, sino verdaderos hombres de bien y todos «gentlemans».

Luigi además fue director del Velódromo Olímpico Agustín Melgar y ya desde que era técnico del COM, promovió la llegada de numerosos ases europeos a establecer récords mundiales de pista, destacando por supuesto el «Caníbal» Eddie Merckx.

Y aunque tenía equipos modestos, eran buenos técnicos, Toño Alvarez, del Voceadores o Javier Saavedra, del Necaxa. ëste llegó a maneja seleccionados e hizo a Alejandro «Charro» Oropeza subcampeón de la Vuelta de Cuba. Cuando «Marroquino» González salió positivo en una justa internacional, se lo achacaron a Javier y prácicamente lo marginaron del deporte, injustificadamente.

Aún me deleito cuando recuerdo que en  las llamadas clásicas nacionales, la pelea entre los pepsicolos de Atilio y los electrcistas de Javier, con sus estrategias, eran formidables. En ocasiones ganaban unos y en otras, los restantes. ¡Había lucha de atracctivos múltiples!

Cuando Fernando Franco llegó a la FMC, con Magdaleno Cano de vicepresidente, se hizo técnico nacional a Agustín Alcántara, quien en sus tiempos de corredor fue increíblemente exitoso. 

Ganador de una etapa en el añorado Tour del Porvenir, que era algo así como el Tour, pero para corredores amateurs (había división),campeón de la Vuelta de la Juventud y parte de seleccionados exitosos, Alcátara se convirtió, sin lugar a dudas, en el mejor técnico cien por ciento mexicano de nuestro ciclismo.

Incontables fueron sus éxitos y remedió en mucho, el pobre desempeño que tuvo su antecesor, Adolfo «Flaco» Belmonte, impuesto por su paisano Zapopan Romero. Pero Belmonte, buen ciclista, no destacó como técnico, lamentablemente.

Y fue lastimoso que Rodolfo Flaco» Vitela, quien había sido propuesto por Franco para suceder a Agustín, tras su penoso deceso en Cuba, e incluso enviado a un curso a Europa, cuando regresó se encontró sin ese cargo, que el Zapopan ya le había dado a Belmonte.

¿Porqué el éxito de Alcántara? Siempre salía a entrenar con sus pupilos, tenía ascendencia sobre ellos, sabeedores de sus logros; era exigente, pero apapachador y peleaba porque tuviesen las «armas» para destacar. 

Así las cosas, hubo que esperar a que llegase a la FMC Guillermo Gutiérrez Molina, para que se contratara a Kamil Hatapka como técnico nacional, quien a su vez trajo como princpal apoyo a Dussan Svenanina. El trabajo dio frutos con el destacamento de Nancy Contreras y Belem Guerrero principalmente. 

Dussan era formidable trabajando en pista y Kamil en la ruta. Descubrieron «talentos natos» como el de Eduardo Graciano, rutero, para la pista y Lalo llegó a superar las marcas de Radamés Treviño en pista y se hizo campeón Panamericano de 4,000 metros.

Cuando salieron porque llegó a la FMC Herón Soberanes, aquello se acabó y Herón, hombre bien intencionado, que sin ser corredor, se apasionó por su deporte, cometió dos errores, el primero, dejar prácticamente la Fede en manos de Julio Munguía, que como direvtivo no llegó a los logros qu,e tuvo como corresor y dos, asesorarse por el gacetillero del ciclismo, quien se aprovechó de la buena fe de Soberanes.

LLegó a la FMC Guillermo Gutiérrez Martínez y se contrató como técnico nacional al español Francisco Cabeza de Vaca. Muy buen trabajo, apoyando al «Buho» universitario, que dio sus frutos cuando Nancy Contreras se hizo campeona mundial de 500 metros y Belen Gurrero, plata en JO. Ganaron además muchas veces oro en Copa del Mundo.

Con Nelson Vargas Basañez en el Instituto del Deporte, se acabó esa contratación, además de diferencias con el el federativo y hay que reconocerlo, desde entonces, poco hay de destacado en el ciclismo nacional, con infinidad de ¿técnicos? cubanos y sólo en pista.}

SPRINTS

Destacado que Noa Benitez, «Cebrita» de 12 años, dos veces campeona nacional infantil, triunfó días atrás en el llamado Premio Internacional de Ciclismo Infantil, que en tres días, se realizó en Diutama, Colombia… Y el escarabajo Alvaro Hodeg, sufrió una aparatosa caída en el Tour de Bélgica, la llamada Eurometropole, sufriendo fracturas múltiples qu,e lotendrán alejado de su deporte por un buen tiempo…. En SLP, se realizó el llamado Gran Premio de Soledad, de 90 kilómetros (por esas distancias cortas nuestro ciclismo no se supera), con el triunfo de Orlando Garibay… En Juveniles ganó sobre 50 kilómetros Carlos Rojas y en damas, sobre 50 kilómetros, el triunfo fue de Mayra del Rocío Rocha… Y el Giro dell’Emilia, edición 201, fue para Primoz Roglic, tras 207.4 kilómetros, entre Bolonia y San Luca, con Michael Woods en segundo y Sergio Higuita en tercero… Alejandro Valverde fue quinto… Y en el Gran Premio Bruo Beshelli, edición 24, en el circuito de Monteveglio, el ganador fue Sonny Colbrhelli, secundado de Valverde y Jack Haigh, definiéndose el resultado en el embalaje final… Con esto en la clasi.ficación mundial UCI, Primoz Roglic es primero, con 4,2320.28 unidades, cuando faltan por disputarse el Giro de Lombardía, este fin de semana y el Tour de Guanxi, del 15 al 20, en China… Segundo es Julian Alaphilippe, con 3,569.95; 3. Jakob Guglsand, con 3,222.5… En seis está el colombiano Egan Bernal… El mejor mexicano es Jesús Prado, con 327 puntos, en el lygar 235 y Efrén Santos aparece en el lugar 650, con 123 unidades…