Sigue explotación del agua y mentiras de la 4T

Sigue explotación del agua y mentiras de la 4T

Desde las 5 de la mañana de este domingo la Comisión Nacional del Agua (Conagua) inició la extracción de 30 metros cúbicos por segundo de agua de la presa La Boquilla, en el Municipio de San Francisco de Conchos, Chihuahua.

Los agricultores y pobladores del estado manifestaron nuevamente su enojo, ya que, desde que comenzó el año, han exigido que se frene la extracción de agua de las presas en la entidad para el pago del Tratado de Aguas Internacionales, firmado en 1944 entre México y Estados Unidos.

Actualmente se están extrayendo de la presa La Boquilla 81 metros cúbicos de agua por segundo, de los cuales 51 son para riego y 30 para el pago de agua a Estados Unidos.

Luego de varias manifestaciones, protestas, bloqueos carreteros e incluso enfrentamientos con la Guardia Nacional y la policía estatal, los agricultores pararon sus movilizaciones con la esperanza puesta en la reunión que algunos presidentes de los módulos de riego tendrían con el presidente Andrés Manuel López Obrador en la Ciudad de México en busca de una solución a este conflicto.

Los representantes de los agricultores llegaron el pasado miércoles 2 de septiembre a la Ciudad de México con una propuesta: extraer hasta 100 millones de metros cúbicos de agua de la presa Las Vírgenes, con la condición de no tocar el agua de la presa La Boquilla, y retirar los mil 500 elementos de la Guardia Nacional que la resguardan.

El viernes, varios medios de comunicación publicaron que la reunión entre los productores agrícolas y el presidente había sido un éxito y que se había logrado más de lo planteado al mandatario, quien a su vez daría un mensaje sobre el tema del agua en las presas de Chihuahua, según declaraciones de José Ramírez Licón, uno de los asistentes a la reunión.

Sin embargo, Ramírez Licón, presidente del Módulo 6 de riego, aseguró este domingo que el presidente nunca los recibió.

“Un enviado de la presidencia llamado Othón González nos estuvo diciendo durante tres días ‘ya viene, ya viene’, pero nunca llegó. A ese y otros funcionarios les entregamos la propuesta y Othón nos dijo el viernes: ‘váyanse tranquilos, el próximo martes (8 de septiembre) la válvula de la presa Las Vírgenes será cerrada y la Guardia Nacional se irá’. Nosotros confiamos, pero creo que nos dieron atole con el dedo porque hoy nos sorprendieron con la extracción de agua de La Boquilla para el pago del Tratado”.

Irasema Calderón, agricultora e integrante del Movimiento Mujeres en Defensa del Agua, comentó que los presidentes de los módulos que llevaron la propuesta al gobierno federal “nos traicionaron al hacer esa propuesta; nos engañaron al hacernos esperar tantos días por una respuesta, por un supuesto acuerdo y llegan a Chihuahua y no informan nada. Podrían habernos informado desde la Ciudad de México. Ayer nos reunimos un grupo muy nutrido de agricultores y ninguno de los que estuvieron en la Ciudad de México se presentó y hoy nos sorprenden con la extracción de más agua de La Boquilla”.

Ramírez Licón, también alcalde morenista del municipio de Rosales, negó haber dicho a los medios que hubo reunión con AMLO. “Nosotros también fuimos engañados, confiamos. Othón González nos aseguró que ellos redactarían un mensaje sobre el tema y que el presidente lo daría a conocer el sábado, por eso nosotros no dijimos nada”.

Salvador Alcántar, presidente de la Asociación de Usuarios de Riego de Chihuahua, uno de los líderes de los agricultores y opositor a la propuesta presentada al gobierno federal y por tanto excluido de la reunión con el presidente, comentó que durante la tarde de este domingo se están llevando a cabo varias reuniones para definir los pasos a seguir con la intención de encontrar una solución a la extracción de agua de las presas.

“La extracción de 81 metros cúbicos por segundo de La Boquilla y 20 metros cúbicos por segundo de Las Vírgenes es un atropello.

“Agosto ha sido el mes más seco en la región y encima se están llevando el agua. Ya no sabemos qué hacer, el gobierno federal no nos ha escuchado y este conflicto puede escalar porque está en riesgo el sustento de miles de familias de 11 municipios, donde toda actividad depende del agua de esas presas”, dijo.

El conflicto por la extracción de agua de las presas en Chihuahua se originó en diciembre del año pasado, cuando la Conagua pidió al estado de Chihuahua mil 100 millones de metros cúbicos de agua de las presas La Boquilla, Las Vírgenes y El Granero para cumplir con el Tratado de 1944.

A principios de este año, la Conagua inició la extracción de agua y desde entonces los productores agrícolas de la región centro-sur del estado de Chihuahua han llevado a cabo movilizaciones e intentos de diálogo con el gobierno federal para frenar la extracción. El agua de las presas es el ahorro que tienen los productores para el ciclo agrícola del siguiente año, y consideran que cada día que pasa parece ser menos viable.