EE. UU. cerrará la puerta a viajeros vacunados con Sputnik V, revela The Washington Post

EE. UU. cerrará la puerta a viajeros vacunados con Sputnik V, revela The Washington Post

Las nuevas reglas anunciadas por Estados Unidos (EE. UU.) cierran la puerta a los viajeros a los que les fue aplicada la vacuna Sputnik V, reveló el diario The Washington Post.

La vacuna de origen ruso, que requiere de dos aplicaciones, es usada ampliamente en el Plan Nacional de Vacunación de México, que tiene comprometida la compra de 24 millones de dosis, con las que se completará 12 millones de esquemas de vacunación. Además busca producirla, por lo que ya está en marcha un lote de prueba para ello.

“Estados Unidos anunció la semana pasada que pronto abriría sus puertas a los viajeros extranjeros vacunados contra el coronavirus , flexibilizando las restricciones para amplias franjas de visitantes globales por primera vez desde que comenzó la pandemia. Pero las nuevas reglas, que entrarán en vigencia en noviembre, también parecen excluir a muchas personas que se consideran completamente inmunizadas, incluidos millones que han recibido dos dosis de la vacuna Sputnik V de Rusia”, apunta el rotativo de EE. UU.

El medio explica que las nuevas reglas requieren que los viajeros estén inmunizados con vacunas avaladas por la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés), así como por la Organización Mundial de la Salud (OMS), respaldo que no tiene la Sputnik V. 

The Washington Post señala que en términos generales, “el plan de EU Es otro golpe para los fabricantes de Sputnik V, que Moscú ha proclamado con orgullo como la primera vacuna contra el coronavirus registrada para su uso . Aunque la vacuna estaba destinada a ser una poderosa herramienta de diplomacia pandémica, su aceptación limitada en el extranjero y las lentas tasas de entrega la han dejado atrás no solo a las vacunas occidentales sino también a las fabricadas por fabricantes chinos”.

Agrega que las nuevas reglas millones en el mundo debido a que se han comprado alrededor de 448 millones de dosis de Sputnik V en todo el mundo, según datos del Centro de Innovación en Salud Global de la Universidad de Duke, y “muchas de ellas se destinan a países de bajos ingresos”. 

El Fondo Ruso de Inversión Directa, el fondo soberano que respaldó la Sputnik V, dijo en un comunicado que la vacuna ha sido aprobada en 70 países, donde viven más de 4,000 millones de personas, o más de la mitad de la población mundial, y su eficacia y la seguridad se han confirmado tanto durante los ensayos clínicos como durante el transcurso del uso en el mundo real en varios países.

“Nos oponemos a los intentos de politizar la lucha global contra el COVID-19 y discriminar las vacunas efectivas para obtener ganancias políticas o económicas a corto plazo”, sostuvo el comunicado citado por The Washington Post.