China y Rusia instan a la ONU a poner fin a sanciones contra Corea del Norte

China y Rusia instan a la ONU a poner fin a sanciones contra Corea del Norte

China y Rusia instaron al Consejo de Seguridad de la ONU a poner fin a una serie de sanciones contra Corea del Norte que van desde la exportación de productos del mar y textiles hasta el límite a las importaciones de productos refinados del petróleo y la prohibición de que sus ciudadanos trabajen en el extranjero y enviar a casa sus ganancias.

Un borrador de resolución distribuido a los miembros del consejo y obtenido este martes por The Associated Press enfatiza las dificultades económicas en Corea del Norte y dice que estas y otras sanciones deben levantarse “con la intención de mejorar los medios de vida de la población civil”.

El Consejo de Seguridad impuso inicialmente sanciones a Corea del Norte después de su primera prueba nuclear en 2006 y las hizo cada vez más duras en respuesta a nuevas pruebas nucleares y un programa de misiles balísticos cada vez más sofisticado. La ex embajadora de la ONU, Nikki Haley, dijo en 2018 que las sanciones habían cortado todas las exportaciones de Corea del Norte y el 90% de su comercio y disuelto el grupo de trabajadores que Corea del Norte envió al extranjero para ganar divisas.

El proyecto de resolución amplía una resolución similar que Rusia y Chinahabían circulado en diciembre de 2019. Enfrentó la oposición de las naciones occidentales cuando se discutió y nunca se presentó formalmente en el consejo para su votación.

Varios diplomáticos de la ONU, que hablaron bajo condición de anonimato porque el borrador no se ha hecho público, indicaron que probablemente enfrentaría una lucha cuesta arriba similar hoy, señalando las continuas violaciones de Corea del Norte a las sanciones de la ONU.

La Misión de Estados Unidos ante las Naciones Unidas dijo que Corea del Norteno ha cumplido con las sanciones sobre sus programas nucleares y de misiles balísticos y la administración Biden “sigue comprometida con el régimen de sanciones” y pide a todos los estados miembros que hagan cumplir las medidas.

El 19 de octubre, Corea del Norte disparó un misil balístico recientemente desarrollado desde un submarino en su quinta ronda de pruebas de armas en las últimas semanas, todas las cuales violaron las sanciones de la ONU. Fue la primera prueba lanzada bajo el agua desde octubre de 2019 y la prueba de más alto perfil desde que el presidente Joe Biden asumió el cargo en enero.

El proyecto de resolución China-Rusia no menciona las pruebas de misiles. En cambio, señala que Corea del Norte se ha abstenido de realizar pruebas nucleares desde septiembre de 2017, ha mantenido una moratoria sobre nuevas pruebas nucleares y lanzamientos de prueba de misiles de alcance intermedio e intercontinentales a partir del 21 de abril de 2018, y ha tomado medidas adicionales de desnuclearización desde entonces.

La resolución propuesta subraya “la necesidad de respetar las preocupaciones legítimas de seguridad de la RPDC y garantizar el bienestar, la dignidad inherente y los derechos de las personas en la RPDC”, utilizando las iniciales del nombre oficial de Corea del NorteRepública Popular Democrática de Corea. Reafirma que las resoluciones de la ONU “no pretenden tener consecuencias humanitarias adversas” y señala “el grave impacto de las sanciones y la pandemia de Covid-19” dentro del país.

Corea del Norte está luchando para hacer frente al aumento de los precios de los bienes y la escasez de medicamentos y otros suministros esenciales que han acelerado la propagación de enfermedades transmitidas por el agua, como la fiebre tifoidea. El país aún no ha informado de ningún caso de coronavirus, aunque los expertos han cuestionado su afirmación de un registro perfecto.

El borrador China-Rusia pide a todos los países miembros de la ONU que intensifiquen sus esfuerzos para brindar asistencia humanitaria, “incluidos, entre otros, alimentos, fertilizantes y suministros médicos”, y para proporcionar bienes, materiales, tecnología y servicios financieros que Corea del Norte necesita para combatir la Covid-19, mejorar los medios de vida y desarrollar la economía.

El proyecto de resolución levantaría la prohibición de que Corea del Norteimporte alguna maquinaria industrial y vehículos de transporte utilizados para construir infraestructura que no se pueda desviar a los programas nucleares y de misiles balísticos del país.

La larga lista de artículos de construcción y humanitarios que estarían exentos de sanciones incluye topadoras y vehículos de extinción de incendios; materiales para ferrocarriles y control de tráfico; acondicionadores de aire y radiadores para calefacción; piezas de hierro o acero para techos y ventanas; tornillos y pernos; agujas de coser y aspiradoras; utensilios y equipo de cocina; equipos agrícolas, bicicletas y extintores.

En el frente político, el borrador China-Rusia acogió con satisfacción “los resultados positivos” de las conversaciones entre la RPDC y Corea del Sur y entre el ex presidente Donald Trump y el líder norcoreano Kim Jong Un. En la segunda cumbre de Kim con Trump en Hanoi en febrero de 2019, las negociaciones fracasaron después de que Estados Unidos rechazara las demandas de Corea del Norte de un amplio alivio de las sanciones a cambio de una rendición parcial de sus capacidades nucleares.

La resolución propuesta pide a Estados Unidos y la RPDC que reanuden el diálogo destinado a construir una paz duradera en la península de Corea. Pide a todas las partes que consideren la posibilidad de adoptar nuevas medidas para reducir la tensión militar y los riesgos de enfrentamientos militares, incluso mediante la adopción de una declaración o un tratado de paz que ponga fin a la Guerra de Corea de 1950-53. La guerra terminó con un armisticio, dejando a la península técnicamente en estado de guerra.