Banxico prevé que la inflación aumente a 7.1% en el último trimestre del año

Banxico prevé que la inflación aumente a 7.1% en el último trimestre del año

Al cierre del último trimestre de 2021 la inflación mexicana se colocará en el 7.1%, estimó el Banco de México (Banxico). El dato, dado a conocer este jueves en el último anuncio de política monetaria del año mostró un aumento de la proyección realizada en noviembre, cuando se esperaba que fuera de 6.8%.

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) dio a conocer la semana pasada que los precios al consumidor mexicanos anotaron en noviembre un fuerte repunte, al registrar un alza interanual del 7.37%, el mayor nivel en dos décadas, debido a la preocupante alza de insumos básicos como los agropecuarios o la energía.

La última proyección del Banxico aumentó entre 0.3 y 0.4 puntos porcentuales el pronóstico de inflación para los tres primeros trimestres de 2022, sin embargo, la postura para el cierre del año entrante y 2023 se mantuvo.

En anuncios anteriores la Junta del banco central había previsto que para 2023 la inflación se colocaría cerca de la meta de 3%, luego de más de año y medio alejada del rango.

En lo respectivo a la inflación subyacente, el Banxico estimó que se ubicará en el 5.6%, apenas un aumento de 0.1% respecto a lo previsto el mes anterior.

La inflación registrada en noviembre se ubicó en un nivel que contrasta con el mismo mes de 2020, cuando fue del 3.33%.

Este jueves el Banxico decidió, por mayoría, aumentar la tasa de interés diaria al 5.50% y estimó que esta postura se ajusta a la trayectoria que se requiere para que la inflaciónconverja a su meta de 3% dentro del horizonte de pronóstico.

Apenas ayer la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) informó que acelerará el ritmo de reducción de las medidas de estímulo económico ante el aumento de la inflación. Anticipó además elevar las tasas de interés tres veces el año entrante.

El pronóstico de elevar las tasas de interés contrastó con la previsión anterior, emitida en septiembre, de subirlas una sola vez. La tasa clave de la Fed, actualmente casi en cero, incide en los préstamos a empresas y particulares, incluso hipotecas, tarjetas de crédito y compras de vehículos.

El precio de esos préstamos podría empezar a subir en los próximos meses, aunque las medidas de Fed no siempre tienen un impacto inmediato. Incluso si el banco eleva las tasas de interés tres veces el próximo año, las tasas seguirán estando en un mínimo histórico, por debajo del 1%.

Con información de AP y EFE.